DatachefPequeños datos para enriquecer tu cocina.

Aceites y grasas

Cómo preparar Aceite de Jengibre

Se utiliza habitualmente en la cocina china para freír pescado, saborizar sopas y comidas cocidas al vapor, marinar carne o saltear vegetales. Para hacerlo:
1. Vierta 1 litro de aceite de maní/cacahuete en una olla grande, añada un trozo de 1 cm. de jengibre, pelado, y lleve a cocer a fuego medio, durante 15 min.
2. Retire del fuego y deje enfriar hasta que el aceite esté a temperatura ambiente.
3. Entonces, cuele, deseche el jengibre, vierta en una botella y tápela. Rinde 4 tazas.
[más]

Aceites y grasas

Tipos de coberturas para freír

1. Empanado: Los alimentos se envuelven en una capa de huevo y pan rallado que, al freír, resulta una cobertura crujiente y preserva la jugosidad del alimento.
2. Enharinado: Se recubren las porciones con una fina capa de harina, que enjuga el exceso de humedad e impide que los alimentos frágiles se rompan durante la fritura.
3. Rebozado: Consiste en envolver en harina y huevo un alimento antes de freír. La cobertura resulta dorada y suave, y el alimento jugoso.
4. Pastas para rebozar: Son preparaciones más o menos espesas, a base de harina, agua, claras montadas a punto de nieve, cerveza o levadura, en las que se sumergen los alimentos antes de freír y que, tras la fritura, se convierten en una cobertura esponjosa y dorada.
[más]

Aceites y grasas

Un mediterráneo muy popular: el aceite de oliva

Los aceites comestibles son grasas líquidas de origen vegetal obtenidas a partir de ciertas semillas o frutas oleaginosas. El de oliva se clasifica según su grado de acidez:
1. Extra virgen: se obtiene del primer extracto frío. Es el mejor calidad, mayor delicadeza y sabor a oliva.
2. Virgen: también obtenido del primer extracto contiene más ácidos y soporta más calor.
3. Puro aceite de oliva: básicamente, es un aceite más refinado mezclado con aceites extra virgen. Es recomendado por su versatilidad.
En comparación con los de semillas, el aceite de oliva es más aromático y sabroso, de elaboración más simple, más estable (tarda más en enranciarse) y más apropiado para la fritura, ya que aguanta mejor las altas temperaturas sin descomponerse.
El virgen y el puro de oliva son los más ricos en vitamina E (antioxidante natural) y fitosteroles. Todos ellos destacan por su elevado aporte de grasa monoinsaturada (principalmente, ácido oleico), la que mejor colabora en la prevención de enfermedades cardiovasculares. Esta grasa monoinsaturada aumentan los niveles en sangre del \'buen colesterol\' (HDL-colesterol).
Por otro lado, la vitamina E y el ácido oleico evitan la oxidación de las lipoproteínas o transportadores en sangre del colesterol, relacionadas con el desarrollo de enfermedades cardiovasculares, y de otras sustancias vinculadas con el desarrollo de ciertos tipos de cáncer.
Estas dos particularidades del aceite de oliva le confieren el calificativo de alimento saludable. Todo ello explica que se recomiende el empleo de aceite de oliva (preferiblemente, virgen o puro de oliva), aunque ello no signifique desterrar el uso de aceites de semillas, también saludables.
[más]

1 2 3 4 ... 8 
Siguiente
Cerrar

Un mediterráneo muy popular: el aceite de oliva

Los aceites comestibles son grasas líquidas de origen vegetal obtenidas a partir de ciertas semillas o frutas oleaginosas. El de oliva se clasifica según su grado de acidez:

2. Extra virgen: se obtiene del primer extracto frío. Es el mejor calidad, mayor delicadeza y sabor a oliva.

3. Virgen: también obtenido del primer extracto contiene más ácidos y soporta más calor.

4. Puro aceite de oliva: básicamente, es un aceite más refinado mezclado con aceites extra virgen. Es recomendado por su versatilidad.

En comparación con los de semillas, el aceite de oliva es más aromático y sabroso, de elaboración más simple, más estable (tarda más en enranciarse) y más apropiado para la fritura, ya que aguanta mejor las altas temperaturas sin descomponerse.

El virgen y el puro de oliva son los más ricos en vitamina E (antioxidante natural) y fitosteroles. Todos ellos destacan por su elevado aporte de grasa monoinsaturada (principalmente, ácido oleico), la que mejor colabora en la prevención de enfermedades cardiovasculares. Esta grasa monoinsaturada aumentan los niveles en sangre del \'buen colesterol\' (HDL-colesterol).

Por otro lado, la vitamina E y el ácido oleico evitan la oxidación de las lipoproteínas o transportadores en sangre del colesterol, relacionadas con el desarrollo de enfermedades cardiovasculares, y de otras sustancias vinculadas con el desarrollo de ciertos tipos de cáncer.

Estas dos particularidades del aceite de oliva le confieren el calificativo de alimento saludable. Todo ello explica que se recomiende el empleo de aceite de oliva (preferiblemente, virgen o puro de oliva), aunque ello no signifique desterrar el uso de aceites de semillas, también saludables.

Cerrar

Cerrar

Recuperar contraseña

Para recuperar su contraseña, debe llenar el campo de abajo con el mail que se habia registrado.
Una vez realizado este paso, reenviaremos a su casilla de correo de registro su contraseña. Gracias.


El email ingresado no se encuentra registrado
Cerrar

Enviar receta por email